ATU XVIII - LA LUNA

 

Sendero de Qoph

 

 

Conecta Assiah con Yetzirah

Malkuth 10 / , / --- Netzach 7 / $ / B

Pilar medio - Pilar misericordia

 

Letra q (Qoph: Nuca o parte de detrás de la cabeza) - Valor numérico 100

Atribución - l (signo mutable de C, regido por &, exaltación de $)

 

32 Senderos de la Cábala - La Inteligencia Corpórea.

Título del Atu (777 Columna CLXXX) - El Señor del Flujo y el Reflujo. El Niño de los Hijos del Poderoso.

Designación (777 Columna CLXXXI) - La luna menguando.

 

Tarea en la A∴A∴ - Grado Practicus 3=8: "Deberá además mostrar cierta familiaridad con su método de adivinación escogido. Sin embargo él será su único juez en esta materia." (Liber CLXXXV)

"Se lo examinará en algún tipo de adivinación: por ejemplo, Geomancia, Astrología, Tarot, etc." (Liber XIII)

 

***

 

Este Sendero conecta Malkuth con Netzach. De esta conexión nace todo género de ilusión y auto-engaño por los que uno se deje guiar en la vida, incluyendo todo tipo de brujería, superstición y magia negra.* Por otro lado, un ajuste adecuado establece el deseo y los impulsos vitales en su justa medida en relación con el mundo, y lleva al individuo a abrirse más a la vida y a sus instintos.

 

La magia negra podría definirse como todo aquello que aparte a uno del camino de su propia Voluntad.

 

En el Atu puede verse al dios Khepra empujando al Sol como a una pelotilla en su recorrido nocturno. La ilusión que encarna esta carta está representada por ese ocultamiento nocturno del Sol, símbolo de Tiphareth o de la naturaleza rectora del individuo. Por supuesto, por la noche el Sol no desaparece realmente, sólo se pierde de vista durante un tiempo. Esto de hecho forma parte del cambio de perspectiva que acompaña al Eón de Horus, donde el iniciado se identifica con el Sol y no con la Tierra, cuya rotación causa la ilusión de que el Sol desaparezca.*

 

* Frater Achad ilustra este cambio de perspectiva de esta manera en su Stepping from the Old Aeon to the New.

 

Los tonos fríos con que está pintada esta carta son los del elemento Agua de Piscis, signo correspondiente a este Sendero. Ambos símbolos, característicos del cristianismo y del Eón de Osiris,* recuerdan como entonces se tomaban las ilusiones mencionadas por realidad.** A tener en cuenta especialmente que este Sendero conecta los dos elementos pasivos: Agua (Netzach), con Tierra (Malkuth). Es debido a esto que la ilusión y la magia negra implicadas en este Sendero son tan propias del Eón de Osiris.

 

* A tener en cuenta el Ichthys, "pez", acrónimo griego que forma la frase "Jesucristo, Hijo de Dios, Salvador". Piscis significa "pez".

** El Sol es ON, y esto se relaciona con el hecho de que las Torres sean la versión dual de la Torre del Atu XVI.

 

Las ondulaciones translúcidas representadas en la imagen subrayan el carácter nebuloso e irreal de este Atu. Las dos Torres, símbolo de la dualidad en su aspecto negativo, también son translúcidas (véase el punto donde se superponen con el aura del Sol). En medio de todo esto, el punto central del Sol como jeroglífico planetario es sugerido por la pelotilla solar que empuja el escarabajo. Su aura representa la circunferencia exterior. El camino que atraviesa los dos montes ilusorios por el medio surge de esta misma aura, como si el Sol mismo lo creara. Este camino implica el delicado balance entre opuestos necesario para no caer en el desequilibrio propio de la dualidad y la ilusión.

 

Los dos Anubis son los guías mercuriales en el País de los Muertos, el Amenti situado en el cuadrante Norte. "Salir al Día" e ir más allá de las ilusiones de la noche es el objetivo del iniciado en este Sendero.* Los perros a los pies de los Anubis son Cerberos, consagrados a Hécate, ya que esta es la Luna inferior de la brujería y la ilusión. Son los guardianes del Hades, que amenazan con castigar al iniciado que atraviesa este trance en caso de tomar dichas ilusiones por realidad. 

 

* La letra Yod implica también a Hermes (ver Atu IX), quien en el mito de Perséfone doma los Cerberos de la ilusión que aparecen en este Atu. Virgo, el signo atribuido al Sendero de Yod, es el signo opuesto a Piscis en el Zodíaco. Mercurio es el planeta regente y exaltación de Virgo, lo cual se relaciona con los Anubis de esta carta, consagrados a Tahuti.

 

La Luna que preside la escena se refiere a la Luna menguante, propia de la brujería. Es la Luna pasiva, que se aparta de la luz del Sol. Las nueve Yods que caen de ella suman 90, el valor numérico de la letra Tzaddi, el anzuelo (Tzaddi significa "anzuelo" en hebreo y corresponde a Aries en el Sendero del Emperador. Ver Atu IV) que saca al Pez (Piscis, la atribución dada a este Sendero) del Agua. El que las Yods sean de color rojo se relaciona con la sangre y la menstruación, en tanto esta sigue un ciclo lunar. Esto implica en cierto modo que la oscuridad es sólo una fase del ciclo de la vida.

 

La letra Qoph atribuida a este Sendero, que significa "nuca" o "parte de atrás de la cabeza", sirve para explicar los procesos automáticos y reactivos de la psique en Netzach, cuyo producto deja su huella en el individuo de forma psicosomática (en Malkuth), procesos que tienen lugar en la parte posterior de la cabeza, en el cerebelo. James A. Eshelman atribuye a este Sendero los largos procesos de cambio evolutivo en las especies, en un contexto macrocósmico.

 

Por último, la letra Qoph tiene el valor numérico de 100, que corresponde al valor de AUMGN * y de 10 x 10, o sea de Malkuth multiplicado por sí mismo, lo cual se relaciona con la ilusión de la vida en Malkuth, de la superficie de las cosas. 

 

* Ver Magia(k) en Teoría y Práctica, capítulo 7.

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
Copyright © 2015-2018 Pyramidos Clerk House. Todos los derechos reservados