ATU IV - EL EMPERADOR

 

Sendero de He

 

 

Conecta Briah con Atziluth

Tiphareth 6 / ! D --- Chokmah 2 / Esfera del Zodíaco / B

Pilar medio - Pilar de la misericordia

 

Letra h (He: Ventana) - Valor numérico 5 

Atribución - a (signo cardinal de B, regido por %, exaltación de !) - F (símbolo alquímico)

 

32 Senderos de la Cábala - La Inteligencia Constituyente.

Título del Atu (777 Columna CLXXX) - El Hijo de la Mañana, Jefe entre los Poderosos.

Designación (777 Columna CLXXXI) - Un dios vestido con llamas que lleva símbolos equivalentes.

 

Tarea en la A∴A∴ Grado Magister Templi 8=3: "Renunciar a Su disfrute de lo Infinito para poder formularse a Sí Mismo en lo Finito." (Una Estrella a la Vista)

 

***

 

Este Sendero conecta Tiphareth con Chokmah. Puesto que Chokmah representa el Logos del Eón, esto implica la relación entre la naturaleza del individuo y las condiciones macrocósmicas en que ha de desarrollarse su encarnación.* Pero ante todo, Chokmah es de donde proviene la Voluntad y la naturaleza del individuo, o sea su estrella individual en Tiphareth, estableciendo con ello su curso apropiado en el universo.**

 

En este sentido, Chokmah tiene asignada la esfera del Zodíaco, representando el espacio donde se sitúan todas las estrellas, mientras que Tiphareth simboliza la estrella individual de cada microcosmos.

   Para la relación de todo individuo con el Eón, ver Una Estrella a la Vista. Aquí esta relación es más sutil que aquella del Sendero del Eón (Atu XX). Si allí Mercurio (Hod) era el Mercurio inferior, y la relación se daba entre Assiah y Yetzirah, aquí el Mercurio es el Mercurio universal de Chokmah, y la relación se da entre Briah y Atziluth. Algo parecido ocurre en el Atu V, El Hierofante.

** Esto se relaciona con lo dicho en la nota anterior, y se caracteriza por la relación entre Briah y Atziluth. Básicamente, la dualidad propia de Briah se relaciona con la unidad propia de Atziluth. Hay que decir que Chokmah se limita a interpretar en términos de movimiento la Voluntad de Kether, pero en esencia los tres Supernos conforman una unidad indisoluble.

 

El símbolo alquímico del Azufre, dibujado por la postura del Emperador, es lo primero que salta a la vista en este Atu. La correspondencia con el Azufre, elemento activo y energético de la tríada alquímica que integra junto a la Sal y el Mercurio (Atu III y Atu 0 respectivamente), es natural teniendo en cuenta que el signo atribuido a este Sendero es Aries, regido por Marte y con el Sol exaltado en él. Sol y Marte juntos (Tiphareth y Geburah) representan muy particularmente la naturaleza dinámica del individuo: su Voluntad, de forma que la autoridad del Emperador ha de entenderse como la autoridad suprema de esa Voluntad.*

 

* A tener en cuenta que los tres Senderos alquímicos (He, Aleph, y Daleth) tienen a Chokmah como eje. Estas tres letras forman la palabra HAD: Hadit, cuya función es "ir" (Libro de la Ley, II:7) o expresar la Voluntad del punto de vista individual, algo relacionado con Chokmah, esfera atribuida a la Voluntad. Ver diagrama abajo.

 

La flor de lis y demás emblemas (la heráldica, el carnero domado a sus pies, el cetro, etc) subrayan ese rasgo de autoridad del Emperador, simbolizando sus diferentes aspectos. Lo mismo ocurre con su cabeza puesta de perfil, algo que en simbolismo cabalístico se atribuye a la Corona: Kether, autoridad máxima donde reside el Sagrado Ángel Guardián. Lo mismo ocurre con el Sol en el fondo, autoridad unificadora por excelencia, presente de nuevo por la exaltación del Sol en Aries.

 

La dualidad de los carneros situados tras el Emperador, uno blanco y el otro negro, se refiere al equilibrio de los opuestos, en tanto la energía implicada en este Sendero no atiende a un lado o al otro en particular, sino que está regida únicamente por el poder unificador del Emperador.

 

El diseño grabado en los dos discos que hay en los brazos del trono, con cuatro rayos principales, hace referencia al número del Atu, número que se repite en los tachonados de la corona y en la cruz maltesa del Globus Cruciger que el Emperador sujeta con la mano. En este contexto, el número cuatro representa la autoridad paterna del Emperador, que implica estructura y limitación. Esta estructura sin embargo sólo obedece a la libertad más exaltada del individuo, y corresponde a la limitación necesaria para construir esa libertad de una forma sólida y equilibrada.

 

Un rayo de luz ilumina al emperador "desde Chokmah", según Crowley en El Libro de Thoth, lo cual señala la atribución clásica de esta carta, cubriendo el Sendero que conecta Chokmah con Tiphareth.

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
Copyright © 2015-2018 Pyramidos Clerk House. Todos los derechos reservados