ATU III

 

Sendero de Daleth

 

 

Conecta Atziluth con Atziluth

Binah 3 / ' C --- Chokmah 2 / Esfera del Zodíaco / B

Pilar de la severidad - Pilar de la misericordia

 

Letra d (Daleth: Puerta) - Valor numérico 4 

Atribución - $ - G (símbolo alquímico)

 

32 Senderos de la Cábala - La Inteligencia Luminosa.

Título del Atu (777 Columna CLXXX) - La Hija del Poderoso.

Designación (777 Columna CLXXXI) - Una diosa alada en la luna, coronada con estrellas.

 

Tarea en la A∴A∴ - Grado Magister Templi 8=3: "La identificación de sí mismo con la idea impersonal del Amor." (Una Estrella a la Vista)

 

***

 

Este Sendero conecta Binah con Chokmah. Representa una conexión de polaridades entre los pilares laterales del Árbol, tal como ocurre en los Senderos de Teth y Peh, pero aquí a un nivel puramente macrocósmico, por encima del Abismo. Esta ausencia de conexión con la Ruach hace que la relación con este Sendero sea de carácter puramente abstracto. Todo individuo lógicamente forma parte de los Supernos y de la conjunción del espacio-tiempo representada por la conexión de Chokmah y Binah, pero no puede establecer relación directa sin que exista conexión con la Ruach. Por ello se dice que el amor que representa este Sendero tiene carácter impersonal.

 

La Emperatriz es la consorte del Emperador (Atu IV), del mismo modo que Venus es complementaria de Marte (Aries, el Signo atribuido al Emperador, está regido por Marte).* Ella corresponde al elemento alquímico Sal, cuyo símbolo dibuja con los brazos y el cuerpo. La Sal es el complemento del Azufre del Emperador, y representa el elemento pasivo de la naturaleza, que ha de ser energizado por la Voluntad del Azufre. Su pasividad se entiende por el hecho de que este Sendero no conecte con el microcosmos, mientras que el Azufre sí conecte con la esfera de la Ruach. En cierto sentido, esto implica que el macrocosmos necesita del microcosmos del hombre para poderse experimentar.

 

* En un sentido parecido, Venus es complementario de Marte en el Sendero de Peh, también horizontal. Ambos Senderos están equilibrados por el Sendero horizontal medio, atribuido a Leo: la Casa del Sol que equilibra las polaridades de Venus y Marte. La suma de estos tres Senderos da 93 (Daleth + Teth + Peh). Estos tres Senderos aparecen en el ritual Liber V vel Reguli, combinados con el Pilar Medio. Al final de su formulación en el cuerpo del Mago, Crowley anota: "Así él ha formulado el Sigilo del Gran Hierofante. (Siendo el Sigilo del Gran Hierofante la triple cruz.)". Esto se relaciona con la vara del Hierofante (Atu V), vara que representa el tres-en-uno.

 

La cabeza de la Emperatriz está colocada de perfil, tal como ocurre con el Emperador. Este es un rasgo propio de Kether,* que significa que sólo es posible llegar a contemplar una mitad del rostro de la Corona, mientras que la otra mitad, inmersa en los Velos Negativos de la existencia, resulta siempre inaccesible. Es también significativo que las mitades del rostro del Emperador y la Emperatriz se complementen (el derecho pertenece a la Emperatriz y el izquierdo al Emperador), lo cual señala de nuevo su relación.** Sobre la cabeza lleva el Globus Cruciger que el Emperador lleva en la mano, como símbolo de autoridad fructífera.

 

* Kether es el Macroprosopus o "Gran Rostro". Ver Kabbalah Denudata, de Knorr von Rosenroth.

** Por su parte, el Loco, atribuido a Mercurio (que equilibra Sal y Azufre), mira de frente.

 

En la mano izquierda lleva el Loto de Isis, que simboliza el poder pasivo o femenino. Por su parte, el águila bicéfala del escudo es opuesta a la del escudo del Emperador, señalando de nuevo la relación entre ambos. En el suelo también aparecen Flores de Lis, símbolos de realeza y autoridad parejos a los del Emperador.

 

Isis aparece igualmente representada en las dos lunas contrapuestas, que podrían representar las dos fases de la Luna: creciente y menguante. Esto expresa la relación entre Venus y la Luna, los dos únicos planetas femeninos o receptivos. La Luna aquí se entiende fundamentalmente por el Sendero de Gimel (Atu II) que atraviesa este Sendero, pues Gimel está atribuido a la Luna.

 

El Gorrión y la Paloma son animales sagrados de Venus. La Paloma en particular se asocia al falo, como símbolo de la fuerza creativa. El Pelícano hace referencia a la consanguineidad inherente a toda la creación, el elemento principal de esta carta.* Esta consanguineidad se relaciona con los Supernos, y está expresada por medio de Venus: el amor o "solvente universal" que funde todas las polaridades en un único elemento, en este caso la del tiempo y el espacio representados por Chokmah y Binah. Los Sephiroth del Árbol forman de hecho el símbolo de Venus (ver diagrama abajo), lo cual simboliza que la naturaleza del universo se expresa mediante el amor mencionado. De forma parecida, la Emperatriz lleva en el Cinto (su instrumento mágico atribuido) los Signos del Zodíaco, como expresión de la totalidad que abarca.

 

El Pelícano alimenta a sus crías con su propia sangre. 

 

Tal como ocurre en el resto de Senderos horizontales, aquí la conexión entre polaridades de los pilares laterales guarda relación con aquello situado por encima. En este sentido, el soportal dibujado en la parte de arriba del Atu representa a Daleth, la letra atribuida a este Sendero, que significa "puerta". Por un lado, como Puerta este Sendero representa la entrada que lleva al Anciano Uno, hacia Kether y al Ain Soph más allá. Pero por otro también representa el paso previo a la manifestación en el microcosmos, cobrando así carácter de punto medio entre ambas partes.*

 

Tradicionalmente, se considera que el punto de unión entre la Sabiduria (Chokmah) y el Entendimiento (Binah) está en el falso Sephirah del Conocimiento, Daath.

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
Copyright © 2015-2018 Pyramidos Clerk House. Todos los derechos reservados